LiderLogo revela seis señales que indican que una marca necesita renovarse

0
7

El logo de una marca siempre debe diferenciarse, comunicar los atributos, valores y los objetivos de la misma. Con el paso del tiempo, a menudo, el logo de la empresa se queda atrás en el momento que el negocio da un giro o simplemente se vuelve obsoleto, por ello LiderLogo señala estos 6 simples indicadores para poder reconocer cuando es oportuno renovar el diseño:

Es obsoleto: esta es una causa habitual dado que cada vez se presentan más cambios en las preferencias de los consumidores y también en las marcas de los competidores.El logo siempre debe estar a la orden del día y adaptarse a todos estos cambios.

No representa el giro de la actividad de la marca: muchos negocios evolucionan, se expanden geográficamente o incorporan servicios y/o productos. Es por ello, que el logo siempre debe acompañar y comunicar dichos cambios y nunca quedarse atrás

No se adapta a nuevas herramientas de comunicación: Tanto la publicidad, como el marketing y el diseño van mutando hacia nuevas plataformas y formatos, si un logo no puede utilizarse adecuadamente en las mismas, es el momento de considerar un cambio.

La competencia es más vistosa: si una imagen de marca pierde fuerza ante los competidores en la disputa por el cliente, es señal que necesita una renovación antes que sea tarde.

Hubo problemas con la marca: si ha habido situaciones desafortunadas que han tenido consecuencias en la marca es conveniente realizar un restyling o un rebranding para continuar adelante con la actividad.

Relación relevante con otras marcas: si la actividad, producto o servicio cambia por fusiones, adquisiciones o dependencia de otras marcas y el logo no acompaña es conveniente un cambio para que estelo haga.

Por tanto, cualquier marca identificada con alguno de los puntos se vería beneficiada con la realización de un restyling en su diseño.

El proceso de rediseño de marca llevado a cabo por profesionales es simple y sus beneficios impactan rápidamente. El primer paso es hacer un estudio exhaustivo de múltiples variables de la marca y del mercado donde debe desenvolverse, luego se debe determinar su enfoque conceptual. Una vez logrado este primer paso, se deben crear diferentes opciones de diseño, valorarlas y perfeccionarlas hasta lograr la imagen de marca adecuada, la cual debe ser documentada y preparada en múltiples formatos de aplicación.

Las marcas profesionalmente renovadas son consistentes, experimentan mayor lealtad de los consumidores, mayor participación en su segmento de mercado e incrementan su valor y confiabilidad en sus productos y/o servicios.

Más información útil referente al rediseño de logos, casos prácticos y asesoramiento profesional gratuito disponible en https://www.liderlogo.es.

Nota de prensa LiderLogo revela seis señales que indican que una marca necesita renovarse en comunicae.es